Bacalao al horno

Recetas de bacalao al horno

Bacalao al horno crujiente

Esta sencilla preparación de bacalao ha sido una de mis favoritas durante años. Me encanta la textura crujiente de fuera y lo tierno que está el pescado interior. Sencillo, rápido y delicioso son los adjetivos que describen esta receta de bacalao al horno crujiente.

Se le puede añadir cualquier hierba aromática que nos apetezca al empanado de pando, aunque creo que el toque con el perejil y el cebollino no sobrecargan el sabor y dejan que el pescado brille.

Bacalao al horno crujiente

Así mismo, también se puede utilizar pan rallado convencional o hacerlo nosotros mismos añadiendo frutos secos y cereales de maíz al pan. Así será un empanado personalizado.

Este procedimiento se puede hacer con cualquier filete de pescado. Una ensalada verde, brócoli al vapor o unos espárragos asados completan la comida.

Ingredientes para 4 personas:

  • 4 filetes de bacalao sin espinas
  • Aceite para engrasar la bandeja
  • 1 pizca de sal fina
  • 1/4 de cucharadita de pimienta negra recién molida
  • 3 cucharadas de mantequilla sin sal derretida
  • El zumo de 1 limón
  • 25 gr de panko
  • 3 cucharadas de perejil finamente picado
  • 2 cucharadas de cebollino finamente picado

Método de elaboración:

Precalentamos el horno a 220ºC y engrasamos una bandeja o fuente para el horno con un poco de aceite.

Salpimentamos los filetes de bacalao con sal y pimienta y los colocamos en la fuente separados (no apilados). Vertemos encima la mitad de la mantequilla y la mitad del zumo de limón.

En un bol pequeño, mezclamos el panko, el perejil y el cebollino. Espolvoreamos la mezcla sobre el bacalao hasta cubrirlo casi por completo, y rociamos el zumo de limón y la mantequilla restante.

Introducimos la fuente en la parte central del horno durante unos 12-15 minutos, hasta que el panko esté dorado y se haya quedado una capa crujiente alrededor del pescado.

Consejos.

Los trozos de pescado deben de ser del mismo tamaño y grosor para que se puedan hacer uniformemente y unos no se quemen, quedándose otros crudos. Si no consigues que sean iguales, estáte al tanto de sacar del horno los filetes más finos o ponle un trozo de papel de aluminio encima para que no se queme.

Es mejor no encontrarnos con ninguna espina ya que la podemos confundir con el crujiente del pan y clavárnosla. Si vez alguna antes de cocinarla, retírala con unas pinzas.

Puedes untar el pescado con algo agri-dulce, como ésta nueva receta de mermelada de naranja.

Información nutricional por porción:

  • 150 calorías
  • Grasa total: 9 g
  • Grasas saturadas: 6 g
  • Colesterol: 45 mg
  • Sodio: 530 mg
  • Hidratos de carbono: 6 g
  • Proteínas: 11 g